El arte no  quiere más  espectadores,

                      el arte busca testigos, ​cómplices.